sábado, 12 de abril de 2014

El Ciclo de Vuestras Estaciones Pamela canaliza a la Tierra

El Ciclo de Vuestras Estaciones Pamela canaliza a la Tierra

Separador
hermandadblanca.org Tierra luz El Ciclo de Vuestras Estaciones Pamela canaliza a la Tierra pamela kribbe mensajes del cielo gaia autores Mensajes del Cielo GAIA Evolución conciencia Ciencia description multimedia
Soy la voz de la Tierra que les habla desde el suelo debajo de vuestros pies. Les hablo desde el corazón del invierno, que es una estación del año que les trae mucho aunque ustedes no siembre lo crean. En el invierno hay una retirada de la fuerza de vida hacia el núcleo. La estación del invierno gira en torno a ese núcleo: el núcleo de luz dentro de ustedes, el fuego que arde profundo adentro, el poder del espíritu en ustedes. En el invierno el exterior se cae; las ramas están desnudas. La vida se retira hacia el tronco y hacia las raíces y hay silencio y tranquilidad en la naturaleza. Pero este silencio, el vacío y la esterilidad, no está sin vida y sin alma – siéntanlo. Cuando ustedes caminan a través del bosque o en los campos, la vida está ahí – invisible, pero tangible. La vida se retira hacia el núcleo donde cobra fuerzas para brotar otra vez en la primavera.
 
Este encuentro de fuerzas, con el fin de acomodarlas de nuevo, tiene lugar en un ciclo que se repite una y otra vez: invierno, primavera, verano, otoño, e invierno otra vez. Tal ciclo también ocurre en vuestras vidas. Hay momentos cuando vuestra energía del alma en la Tierra se manifiesta enteramente; momentos cuando la luz de vuestro corazón se conecta con esta realidad y ustedes expresan completamente quienes son. Piensen en un momento así del pasado. Pregúntense: "¿Qué momento del pasado significó para mí una total realización de quien yo soy? ¿Dónde, cómo y con quién yo me permití a mí mismo ser visto completamente? ¿Dónde mi energía fluye bien y completamente? Sientan esto por un momento en ustedes mismos. Dentro de un ciclo completo, éste es un tiempo de extenderse hacia afuera, de irradiar, de verano. Luego, la próxima fase del ciclo es el retiro de la energía para reacomodarse y reflexionar sobre sí mismo. Y luego el ciclo gira otra vez hacia un nivel subsecuente de extenderse hacia afuera incluso más que antes, para así expresar incluso más completamente el alma en la Tierra. Por lo que ustedes se encuentran en un ritmo constante de extenderse hacia afuera y de venir hacia adentro; un regreso al núcleo para expandirse hacia afuera una vez más, y para ser ustedes mismos alegremente y para compartir con el mundo.
 
Ahora, sientan en ustedes mismos ese núcleo al cual se retiran. Hay un lugar en vuestro abdomen, justo debajo de vuestro ombligo, donde pueden sentir vuestra humanidad, aquí y ahora, profundo dentro del núcleo de vuestro ser encarnado. Yo les pido que se hundan dentro de este punto y desde ahí sientan la fuerza original que vive dentro de ustedes. Vuestro corazón pertenece a vuestro ser angelical – vuestro ser superior- mientras que vuestro abdomen es el lugar de vuestro "corazón palpitante" de vuestra humanidad. Vuestro objetivo en esta vida es encarnar en la Tierra y volverse totalmente humanos, porque sólo desde ahí vuestra Luz realmente hace una conexión profunda con la realidad terrenal. Hagan contacto con el flujo de energía en vuestro abdomen, permitiendo que vuestra respiración se hunda en vuestro abdomen y sintiendo la vida dentro de él.
 
Sientan cómo este flujo de energía está conectado a vuestro poder creativo, con la vitalidad del cuerpo mismo y también con vuestra sexualidad. Húndanse profundamente dentro del centro de vuestro abdomen y suelten al mundo externo por un momento. Sientan cómo se reúnen ahí las fuerzas que les permiten comenzar un nuevo capítulo en la vida en la Tierra, y eso les da precisamente los poderes y talentos que necesitan ahora para manifestarse más completamente en la Tierra. Háblenle a ese poder. Permítanse ser abrazados por ese inmenso poder en vuestro abdomen y por vuestra humanidad. Sientan cómo en ese lugar están profundamente conectados conmigo, con mi núcleo: el centro de la Tierra. Sientan cuán conectados estamos.
 
Ahora tomen un miedo que encuentren frecuentemente en vuestra vida diaria. ¿Dónde y de qué están temerosos? Nómbrenlo para ustedes mismos: ¿es el miedo a ser rechazados, o a ser juzgados, o a estar solos? Sientan luego cómo ese miedo gravita en ustedes, especialmente alrededor de vuestros hombros y de vuestra cabeza, porque el miedo se ata fuertemente al pensamiento. Los miedos son alimentados y crecen a través del pensamiento. Vuestros pensamientos a menudo están llenos de pánico y de falta de confianza. Sientan por un momento cómo el miedo realmente no está relacionado con algo en el mundo externo, sino que emerge desde el interior de vuestra propia mente y sale de vuestro propio ser. Imaginen ahora que ustedes contienen ese miedo como una nube de energía oscura, y con vuestras manos ustedes guían esa nube de energía hacia ese punto quieto y silencioso de vuestro abdomen; hacia esa corriente de poder que fluye ahí dentro de ustedes tranquilamente y con confianza. Vean cómo vuestro abdomen recibe y saluda a vuestro miedo de un modo muy neutral.
 
Sientan las fuerzas elementales de la naturaleza en vuestro abdomen. Ustedes son más grandes que este miedo – consuélenlo. Dejen que el miedo vea cuán fuertes son realmente, y cómo ustedes son parte de la Vida Eterna. Ahora ustedes están encarnados aquí en la Tierra y son de carne y hueso. Vuestro cuerpo es un hogar sagrado que ustedes animan con vuestra propia Luz, y vuestra esencia es eterna, independientemente de qué forma tome. Sientan la serenidad de vuestra fuerza incomparable, y luego vean y sepan que el miedo permanece en la periferia, no en vuestro núcleo. Dejen que el miedo los rodee, mientras que ustedes tiran nuevamente hacia vuestro núcleo, dentro del más profundo conocimiento interior que les pertenece: "Soy bueno; son aceptado aquí; soy hermoso como soy".
 
Yo soy la Tierra, y los reconozco y los saludo como el ángel que son. Confíen en mis poderes y confíen en los instintos de vuestro cuerpo. Ahora en la estación del invierno, tómense el tiempo para retirarse y para crear tanto vacío interior como puedan. Permanezcan en ese espacio silencioso y sientan qué es lo que quieren desde vuestro núcleo; qué es lo que quiere manifestarse en la Tierra y sientan que tienen la fuerza para elevarse por encima de vuestros miedos. Cuando ustedes se vuelven conscientes de vuestros miedos, es un signo de que están listos para trascenderlos. Si vuestros miedos se vuelven perceptibles, la conciencia está preparada para recibirlos con compasión – ha llegado el momento.
 
No tengan miedo de vuestros "miedos", y cuando los miedos aparezcan, llamen a vuestros poderes más profundos, vuestro núcleo. El miedo hace posible que vuestro núcleo sea sentido, así que sean comprensivos con vuestro miedo. Ustedes viven en un mundo de dualidad –cerca de la parte más oscura la luz más brillante siempre está presente. Ellos se llaman el uno al otro y juntos forman una danza. En vuestra vida terrenal siempre está el ciclo de inicialmente ir hacia adentro y luego de abrirse hacia afuera, y otra vez ir hacia adentro y luego hacia afuera. Y cada vez que van hacia adentro, ustedes excavan un poco más profundo en la oscuridad por lo que aún más de vuestra Luz puede fluir hacia afuera. En lo profundo dentro de ustedes la luz y la oscuridad están actuando juntos en esta danza. Honren esta danza, porque es así como la energía de la vida funciona en la Tierra. Es una alternación entre ir hacia adentro y extenderse hacia afuera, entre la luz y la sombra, así que honren a la sombra como parte de la vida. Así como los árboles pierden su espléndido follaje para volverse completamente hacia adentro, ustedes también hacen algo similar en las estaciones de vuestra vida. Al volcarse hacia adentro, ustedes se conectan por un tiempo con el dolor, la pérdida y duelo. Pero también es un movimiento hermoso en el que la conexión les ayuda a llegar más cerca de ustedes mismos, a entrar más profundamente dentro del núcleo de quienes son.
 
Acepten este proceso, porque la oscuridad es el camino por el cual ustedes viajan hacia la Luz. Ellos son los dos elementos que están danzando juntos. No aborrezcan vuestras partes más oscuras, porque ellas los empujan hacia adelante. Ellas hacen que vuestra Luz pueda encarnar incluso más profundo. Denle la bienvenida a vuestras partes que han acarreado la oscuridad dentro de ustedes y que la están trayendo dentro de vuestra conciencia. Si ustedes tienen compasión por ellas y las aceptan como parte de vuestro camino, ellas pasarán a ser vuestros mejores amigos a través de un profundo sentido de conexión y de intimidad. Se les permite ser humano. Ustedes son un ángel encarnado que experimenta los extremos de la luz y de la oscuridad a fin de crear "oro" al aceptar ambos. Al transformar vuestra propia sombra, ustedes crean el "oro" de la comprensión y de la compasión y el "oro" de la conciencia de unidad. Ésa es la razón por la que están aquí en la Tierra, y es por eso que yo los amo intensamente y les doy la bienvenida desde el corazón. Siempre y cuando sea posible, yo los sostendré con mi fuerza. Sientan esta fuerza presente en el suelo debajo de vuestros pies, en el aire que los rodea y en vuestro cuerpo. Estoy aquí para ustedes, así que confíen en nuestra unión y sepan que los amo.
 
© Pamela Kribbe
 
www.jeshua.net
Sitio en español:www.jeshua.net/esp
Traducción del inglés por Sandra Gusella
 
 
La Divinidad nos bendice siempre.
La Divinidad es en nosotros/as
Somos la Divinidad
Somos Uno 
 
Byron Picado Molina
SOCIEDAD BIOSÓFICA NICARAGUA (SBN)
Helena Petrowna Blavastky
"La Espiritualidad más expandida es el AMOR en VERDAD iluminado 
con Valores aplicados"
Estelí,Nicaragua.
América Central
 
 
 
(Red Nicaragüense de luz)
 
 
( Red Estelí Cultural) 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Archivo del blog