domingo, 8 de agosto de 2010

La Vida Entre Vidas - Michael Newton -Parte 9



--- El sáb, 8/7/10, Alexiis
<muetterken@yahoo.com.ar> escribió:

De: Alexiis <muetterken@yahoo.com.ar>
Asunto: [alexiis] La Vida Entre Vidas - Michael Newton -Parte 9
A: Undisclosed-Recipient@yahoo.com
Cc: "José Puchi Ocanto" <jpuchi@gmail.com>
Fecha: sábado, 7 de agosto de 2010, 08:55 am

 

LA VIDA ENTRE VIDAS

Michael Newton – Parte 9

 

10. EL NIVEL INTERMEDIO

Una vez que nuestras almas pasan del nivel II a los niveles intermedios de su desarrollo, la actividad del grupo se ve reducida considerablemente. Esto no significa que volvamos al tipo de aislamiento que vimos en el alma principiante. Las almas que pasan al nivel intermedio tienen menos relación con los grupos primarios porque han adquirido la madurez y la experiencia necesarias para actuar más independientemente. Estas almas también reducen el número de reencarnaciones.

En los niveles III y IV por fin estamos preparados para responsabilidades más serias. La conexión que tenemos con los guías cambia de ser una relación profesor-alumno a una de cooperación entre colegas. Como nuestros antiguos guías habrán recibido nuevos grupos de estudiantes, ahora nos llega el turno a nosotros de desarrollar técnicas de enseñanza que con el tiempo nos permitirán aceptar la responsabilidad de ser guías de alguna otra alma.

Ya he mencionado antes que me resulta especialmente difícil situar el desarrollo de un alma en los niveles II y IV de transición. Por ejemplo, algunas de las almas del nivel IV han empezado a entrenarse para la labor de guías de un grupo primario cuando todavía estaban en el nivel III, mientras que otras situadas claramente en el nivel IV son incapaces de desarrollar con eficacia este papel.

A pesar de sus altos niveles de moralidad y buena conducta, las entidades que han llegado al desarrollo intermedio son muy modestas con respecto a sus logros.

Naturalmente cada caso es diferente, pero yo he notado mayor compostura en este tipo de clientes. Veo confianza más que sospecha frente a los motivos de los demás tanto en el nivel consciente como en el superconsciente. Estas personas demuestran una actitud positiva de fe y confianza en el futuro de la humanidad, que anima a todos los que están a su alrededor.

Las preguntas que hago a un alma de mayor madurez están dirigidas a las ideas esotéricas de la creación y la motivación. Admito que me aprovecho de los mayores conocimientos que poseen estas almas para adquirir la información que los otros desconocen. He tenido clientes que me han acusado de ser demasiado duro con ellos para que saquen a la luz todos sus recuerdos, y sé que tienen razón. Las almas más avanzadas de este mundo poseen una comprensión admirable del plan universal. Quiero sacar la mayor cantidad de información posible de ellos.

Mi próximo caso está situado en la franja más alta del nivel III de desarrollo. Irradia energía amarilla con tonos rojizos. Era un hombre pequeño e indefinido con aproximadamente 50 años. Su comportamiento hacia mí era muy cortés desde que nos conocimos pero para mí un poco afectado. Suponía que su despreocupació n estaba algo estudiada, casi como una cubierta que esconde sentimientos más fuertes. La característica más llamativa que tenía eran sus ojos oscuros y ariscos, que ganaban intensidad mientras hablaba sobre él mismo de una manera directa y persuasiva.  

Me dijo que trabajaba para una organización caritativa que repartía comida a los vagabundos, y que antes había sido periodista. Había venido desde lejos para esta entrevista porque quería discutir conmigo la creciente falta de entusiasmo por su trabajo.

Me dijo que estaba cansado y quería pasar el resto de su vida en soledad. La primera  sesión que tuve con él fue una revisión de lo más importante de sus vidas anteriores con el fin de que pudiéramos evaluar mejor el curso apropiado que debería tomar el resto de su vida.

Empecé retrotrayendo a este individuo desde una serie de vidas que empezaban como un hombre de Cromagnon en una cultura de la Edad de Piedra hace unos 30.000 años. A medida que avanzábamos en el tiempo, notaba una pauta consistente de vidas solitarias, opuestas a la integración tribal normal. Desde 3.000 al 5.000 a .C. mi cliente vivió un número de vidas en Oriente Próximo durante el esplendor de ciudades-estado sumerias, babilónicas y egipcias. Incluso en vidas como mujer, este sujeto había evitado los lazos familiares, y ni siquiera había tenido hijos. Como hombre, mostraba gran preferencia por el nomadismo.

Cuando llegamos a una de sus vidas en la Europa de la Edad Media , ya me había acostumbrado a un alma rebelde que se resistía a las sociedades tiránicas. Durante estas vidas se había dedicado a sacar a la gente del miedo, aunque se mantenía separado de las distintas facciones existentes. Sufriendo penurias y constantes demoras continuó siendo un vagabundo obsesionado por la libertad de movimiento.

Algunas de sus vidas no fueron muy productivas, pero durante el siglo XII, le encontré en Centroamérica en el cuerpo de un azteca, organizando una banda de indios en contra de la opresión del sumo sacerdote. Le mataron siendo un exilado que todavía promovía relaciones no-violentas entre tribus tradicionalmente enemistadas.

En el siglo XIV, era un cronista europeo que viajaba a lo largo de la ruta de la seda hasta Catay para mejorar la comprensión de los pueblos de Asia. Siempre con un don para las lenguas, al igual que hoy en día, murió en Asia siendo muy viejo y viviendo feliz en un pequeño pueblo de campesinos. A principios del siglo XVII le encontramos en Japón, donde era un miembro del clan de la Grulla Sangrante. Estos hombres eran mercenarios samurais independientes muy respetados. Al final de esta vida estaba viviendo en reclusión y terminó muriendo a manos de los shoguns Tokugawa, porque había dado consejos de estrategia militar a sus enemigos más débiles.

Era con frecuencia un extranjero, y siempre un explorador en busca de la verdad en muchas tierras distintas. Su alma continuaba buscando un significado racional a la vida mientras ayudaba a aquellos que se encontraba en su camino. Me sorprendió cuando le encontré como la esposa de un granjero americano en la frontera durante el siglo XIX. El granjero había muerto poco después de su matrimonio. Descubrí que mi cliente había escogido deliberadamente la vida de una viuda con hijos, atada a un trozo de tierra, para experimentar la pérdida de movilidad.

Cuando terminó esta parte de la sesión, sabía que estaba trabajando con un alma más avanzada y mayor, aunque había tenido otras muchas vidas que no habíamos repasado.

Puesto que esta alma está acercándose al nivel IV, no me sorprendería que su primera aparición en la Tierra hubiera sido hace unos -70.000 años, más que los 30.000 que habíamos descubierto. Sin embargo, como ya dije, el número de vidas que un alma haya tenido no son una condición necesaria para su avance. Una vez tuve un cliente que entró en el nivel III de desarrollo después de 4.000 años: una actuación genial.

Hablé con mi cliente sobre su vida actual y sus propios métodos de aprendizaje en otras vidas. Me explicó que nunca se había casado y que la independencia social era con lo que más cómodo se sentía. Le sugerí algunas alternativas para estas circunstancias.

Primero, sentí que su falta de intimidad con la gente durante muchas vidas estaba obstruyendo su desarrollo. Cuando terminó esta sesión estaba ansioso por explorar su mente para buscar percepciones del mundo espiritual. Cuando llegó al día siguiente, le coloqué en estado de superconciencia y nos pusimos a trabajar.

Caso 22

P: ¿Cuál es tu nombre en el mundo espiritual?

R: Mi nombre es Nenthum.

P: Nenthum, ¿hay ahora espíritus a tu alrededor o estás solo?

R: (Pausa) Estoy con mis dos compañeros de siempre.

P: ¿Cómo se llaman?

R: Raoul y Senji.

P: ¿Y sois vosotros tres parte de un grupo espiritual mayor que trabaja conjuntamente?

R: Estábamos… pero ahora nosotros tres trabajamos.. . más por nuestra cuenta.

P: ¿Qué hacéis los tres ahora?

R: Estarnos discutiendo la mejor manera de ayudarnos durante nuestras reencarnaciones.

P: Dime qué hacéis los unos por los otros.

R: Yo ayudo a Senji a perdonarse por sus errores y a apreciar su propia valía. Necesita dejar de ser una madre en todo momento.

P: ¿Y cómo te ayuda ella?

R: Me ayuda a... ver mi falta de sentido de la pertenencia.

P: Dame un ejemplo de lo que hace Senji para ayudarte en este aspecto.

R: Bueno, ella era mi esposa en la vida de Japón cuando acabaron mis días como guerrero. (Algo preocupa a Nenthum y después de hacer una pausa, añade lo siguiente) A Raoul le gusta ser pareja de Nenji y yo normalmente me quedo solo.

P: ¿Y con Raoul? ¿Cómo os ayudáis mutuamente?

R: Yo le ayudo con su paciencia y él con mi tendencia a evitar la vida en comunidad.

P: ¿Sois siempre dos hombres y una mujer en vuestras reencarnaciones en la Tierra ?

R: No, podernos cambiar y a veces lo hacernos. Pero así nos resulta más cómodo.

P: ¿Por qué trabajáis los tres independientes del resto de vuestro grupo espiritual?

R: (Pausa) Les vemos aquí a veces... Algunos no han avanzado tanto corno nosotros… y otros están por delante de nosotros.

P: ¿Tenéis un guía o un profesor?

R: (En un tono suave) Sí, Idis.

P: Me da la impresión de que la admiras mucho. ¿Te comunicas bien con ella?

R: Sí, y no es que no tengamos nuestras discrepancias.

P: ¿Cuál es el aspecto en el que discrepáis más?

R: Ella no se reencarna mucho y yo le digo que debería tener una exposición más directa a las condiciones actuales de la Tierra.

P: ¿Estás tan compenetrado mentalmente con Idis que puedes conocer todo su entrenamiento como guía?

R: (Sacude la cabeza mientras lo medita) No es que no podamos hacer preguntas... pero sólo podemos cuestionar lo que sabemos. Idis me deja ver lo que cree que es relevante para mi propia experiencia.

P: ¿Pueden los guías poner una barrera en sus mentes para que no podáis leerlas completamente?

R: Sí, y los más viejos son expertos en ello. Saben filtrar las cosas que no necesitamos saber porque toda su sabiduría podría confundirnos.

P: ¿Aprenderás tú a filtrar imágenes?

R: Ya sé hacerlo... un poco.

P: Ésta debe ser la razón por la que muchas personas me dicen que sus guías no les dan respuestas claras a todas sus preguntas.

R: Sí. El propósito de la pregunta es importante: cuándo se preguntó y por qué. Quizás lo mejor para ellos era que no recibieran cierta información porque podría perturbarles.

P: Aparte de su método de enseñanza, ¿te gusta la identidad de Idis?

R: Sí... sólo me gustaría que se decidiera a venir conmigo, al menos una vez.

P: ¿Te gustaría tener una reencarnación con ella en la Tierra ?

R: (Hace una mueca irónica y a la vez malévola) Le he dicho que tendríamos una relación mejor aquí si consintiera en venir a la Tierra alguna vez y emparejarse conmigo.

P: ¿Y qué dice Idis ante esa sugerencia?

R: Se ríe y me contesta que lo pensará... si puedo probarle que será productivo.

En este punto le pregunto a Nenthum cuánto tiempo lleva Idis asociada con él. Me contesta que le fueron asignadas estas tres entidades cuando pasó al nivel lII. Nenthum, Raoul y Senji están también bajo la tutela de un amado maestro más mayor que Idis, que ha estado con ellos desde el principio de su existencia. No sería acertado asumir que los espíritus más avanzados llevan vidas espirituales solitarias. Este sujeto me dijo que él estaba en contacto con muchas almas. Raoul y Senji eran sólo sus mejores amigos.

Los niveles III y IV son etapas muy significativas en el desarrollo de las almas porque se les dan más responsabilidades sobre las almas más jóvenes. No obstante no se les da a todos el estatus de guía a la vez. Como en otros muchos aspectos de la vida de las almas, primero se nos examina cuidadosamente. Los niveles intermedios son períodos de prueba para los profesores potenciales. Mientras nuestra aura es amarilla, nuestros mentores nos asignan un alma a la que cuidar, y después evalúan nuestra actuación como directores tanto en nuestra encamación física como en el mundo espiritual.

Únicamente cuando pasamos con éxito esta prueba preliminar, se nos permite actuar en el nivel inicial de un guía. No todos estamos capacitados para enseñar, pero esto no supone un obstáculo para que lleguemos a ser un alma avanzada en la sección azul. Los guías, como todos los demás, tienen habilidades, talentos y defectos diferentes. En el momento en que llegamos al nivel V, las aptitudes de nuestra alma son bien conocidas en el mundo espiritual. Se nos asignan tareas en consonancia con nuestras aptitudes, tema que trataré más adelante en este mismo capítulo. Los diferentes caminos del aprendizaje nos llevan a todos al mismo final: adquirir la perfección espiritual. La riqueza de la diversidad es parte del plan maestro para el desarrollo de cada alma y yo estoy interesado en el avance del alma del caso 22 hacia el nivel III.

P: Nenthum, ¿puedes decirme si Idis te está preparando para ser guía, presuponiendo, claro, que te interese serlo?

R: (Respondiendo rápidamente) Por supuesto que me interesa.

P: ¿Entonces te estás desarrollando como guía?

R: (Modestamente) No es tan importante. De momento no soy más que un cuidador... que ayuda a Idis y obedece órdenes.

P: ¿Intentas imitar el estilo de enseñanza de Idis?

R: No, somos diferentes. De todos modos, como aprendiz —cuidador— no podría hacer lo que ella es capaz de hacer.

P: ¿Cuándo supiste que estabas preparado para ser un cuidador y empezar a ayudar espiritualmente a otros?

R: Es algo que notas cuando llevas muchas vidas... Notas un equilibrio mayor en ti mismo y la capacidad de ayudar a otros en espíritu y en cuerpo humano.

P: ¿Ahora estás trabajando como cuidador en el mundo espiritual o en la Tierra ?

R: (Con dificultad para responder) En la Tierra... en dos vidas.

P: ¿Estás viviendo dos vidas paralelas?

R: Sí.

P: ¿Dónde vives la otra vida?

R: En Canadá.

P: ¿Es importante el lugar geográfico en su labor en Canadá?

R: Sí. Escogí una familia pobre en una comunidad rural donde podía ser más indispensable. Estoy en una pequeña ciudad de montaña.

P: Dame los detalles de esta vida en Canadá y explícame tus responsabilidades.

R: (Despacio) Estoy... cuidando de mi hermano, BilIy. Se le quemaron la cara y las manos horriblemente con una llamarada de un fuego de cocina cuando tenía cuatro años. Yo tenía diez años en ese momento.

P: ¿Tienes la misma edad en la vida canadiense y en la americana?

R: Aproximadamente sí.

P: ¿Y cuál es tu labor principal en esta vida?

R: Cuidar de Billy. Ayudarle a ver el mundo detrás de su dolor. Está casi ciego y tiene la cara desfigurada, lo que ocasiona el rechazo de la comunidad. Yo intento que acepte su vida y se dé cuenta de quién es en su interior. Leo en voz .alta para él y doy paseos con él por el bosque sujetándole por el brazo. No puedo sujetarle por las manos porque las tiene muy dañadas.

P: ¿Y tus padres canadienses?

R: (Sin vanagloriarse) Yo soy el padre y la madre. Mi padre se fue después del fuego y nunca volvió. Era un hombre débil y no era cariñoso con la familia, ni siquiera antes del fuego. El alma de mi madre no es muy… capaz dentro de su cuerpo. Necesitan a alguien con fuerza.

P: ¿Alguien con fuerza física?

R: (Riéndose) No, en la vida de Canadá soy una mujer. Soy la hermana de Billy. Mi madre y mi hermano necesitan a alguien mentalmente duro para mantener a la familia unida y darle un camino a seguir.

P: ¿Cómo mantienes a la familia?

R: Soy panadera y nunca me casaré porque no puedo abandonarlos.

P: ¿Cuál es la lección que está aprendiendo tu hermano?

R: Adquirir humildad sin dejarse manejar por una vida de autocomplacencia.

P: ¿Por qué no escogiste la vida de tu hermano? Sus circunstancias hubieran supuesto un reto más difícil para ti.

R: (Con una mueca) ¡Ya he pasado por eso!

Nota: Este sujeto ya ha sido un disminuido físico en varias vidas anteriores.

P: Sí, ya lo supongo. Me pregunto si el alma de Billy ha estado alguna vez involucrada en dañar físicamente a alguien en vidas pasadas.

R: De hecho lo hizo en una de ellas. Cuando yo era el que estaba en esa situación Otro cuidador se quedó conmigo y yo recibía sus cuidados, agradecido. Ahora le toca a Billy y yo estoy aquí para ayudarle.

P: ¿Sabías de antemano que tu hermano iba a ser un incapacitado físico antes de llegar a tu vida canadiense?

R: Por supuesto, Idis y yo comentamos la situación. Me dijo que el alma de Billy necesitaría un cuidador y puesto que yo había tenido un contacto negativo con él en otra vida, me pareció buena idea y lo acepté.

P: Además de la lección kármica para el alma de Billy, hay algo también para ti, en cuanto a ser una mujer atada a un lugar. No puedes abandonarlo todo y vagar como lo hacías en otras vidas.

R: Eso es verdad. El grado de dificultad de una vida se mide por el desafío que supone para uno mismo, no para los demás. Para mí, ser el cuidador de Billy es más ifícil que cuando era yo el que recibía de mi cuidador.

P: Dime cuál es el factor más difícil de tu tarea de cuidador.

R: Mantener a un niño... a través de su desamparo... hasta la madurez... y ayudarle a enfrentarse al tormento con valentía.

P: La vida de Billy es un ejemplo extremo, pero parece que los niños de la Tierra tienen que atravesar mucho dolor físico y espiritual.

R: Sin sufrir y superar el dolor nunca puedes llegar a conectar con tu verdadera identidad y continuar desarrollándote sobre ella. Debo decirte que cuanto más dolor y adversidad tengas que superar de niño, mayores oportunidades tendrás de aumentar tu potencial.

P: ¿Y cómo funcionan las cosas como cuidador en Canadá?

R: Tengo que hacer elecciones mucho más difíciles en mi familia canadiense que en mi vida americana. Pero confío en mí mismo. Pondré mis conocimientos en práctica.

P: ¿Idis te animó o te desanimó a acelerar tu desarrollo con vidas paralelas?

R: Ella siempre está abierta a cosas como ésta. Yo no lo he hecho muy a menudo en el pasado.

P: ¿Por qué no?

R: Las vidas combinadas pueden resultar muy cansadas y divisivas. El esfuerzo puede ser contraproducente porque se obtengan resultados menores en ambas vidas.

P: Me has dicho que ayudabas a personas en las dos vidas actuales, pero ¿has vivido alguna vez dos vidas contrarias, donde en una tuvieras mejores resultados que en otra?

R: Sí, aunque fue hace mucho tiempo. Esta es una de las ventajas de las vidas combinadas. Una vida puede compensar la otra. De todos modos, hacerlo puede resultar duro.

P: Entonces, ¿por qué permiten los guías las vidas paralelas?

R: (Mirándome con severidad) Las almas no están en un ambiente burocrático rígido. Se nos permite cometer errores de juicio y aprender de ellos.

P: Tengo la impresión de que crees que el alma normal estaría mejor viviendo una sola vida a la vez.

R: Diría que sí en la mayoría de los casos pero hay otras motivaciones para que queramos acelerar el proceso de reencarnaciones.

P: ¿Como por ejemplo...?

R: (Divertido) Las recompensas por apilar vidas pueden darte más tiempo de reflexión.

P: ¿Quieres decir que los períodos de descanso pueden durar más después de una serie muy seguida de vidas en la Tierra ?

R: (Sonríe) Claro; se tarda más en reflexionar sobre dos vidas que sobre una.

P: Nenthum, tengo que hacerte un par de preguntas más acerca de la manera de dividir el alma. ¿Cómo explicarías tú el modo en que divides tu alma en varias partes?

R: Somos como... partículas... de unidades de energía. Surgimos de una unidad.

P: ¿Cuál fue la unidad original?

R: El hacedor.

P: ¿Permanece intacta cada parte de ti, completa en sí misma?

R: Sí.

P: ¿Se encarnan con nosotros todas las partes de la energía de nuestra alma?

R: Una parte de nosotros nunca abandona el mundo espiritual, puesto que nunca nos separamos por completo del hacedor.

P: ¿Y qué hace esta parte que permanece en el mundo espiritual cuando nosotros estamos en la Tierra en uno o más cuerpos?

R: Está... como dormida... esperando reunirse con el resto de nuestra energía.

La mayoría de mis colegas que trabajan con las vidas pasadas de sus clientes han oído alguna vez hablar de personas en la Tierra que llevan vidas solapadas en dos lugares al mismo tiempo. A veces hay incluso tres vidas paralelas. Las almas casi en cualquier nivel de desarrollo son capaces de vivir múltiples vidas físicas, pero yo no me he encontrado con muchas en este caso.

Muchas personas creen que el hecho de que las almas tengan la capacidad de dividirse en el mundo espiritual y encarnarse en dos o más cuerpos humanos está totalmente en contra de la idea de que el alma es un espíritu singular e individual. Confieso que yo también me sentí incómodo la primera vez que un cliente me dijo que tenía vidas paralelas. Puedo entender porqué algunas personas encuentran asombroso el concepto de la dualidad de las almas, especialmente cuando se enfrentan con la idea posterior de que un alma puede ser capaz de vivir en dimensiones diferentes durante el mismo tiempo relativo. Lo que debemos analizar es el hecho de que si nuestra alma es parte de una gran fuerza energética superior que se divide o se extiende para crear nuestras almas, entonces ¿por qué no ha de tener la misma capacidad de separarse y luego unirse una parte de esta energía inteligente?

Recoger información sobre la actividad espiritual de las almas que están en los niveles más altos de su desarrollo es a veces frustrante. Esto se debe a que la compleja naturaleza de los recuerdos y los conocimientos en estos niveles puede hacer difícil separar lo que estas personas saben pero no quieren decirme de lo que en realidad no saben. El caso 22 tenía muchos conocimientos y a la vez estaba abierto a mis preguntas.

La información que de él recogí es compatible con mis conocimientos sobre la diversidad del entrenamiento de las almas en el mundo espiritual.

P: Nenthum, quiero pasar ahora a las actividades que realizas en el mundo espiritual cuando no estás ocupado con las reencarnaciones en la Tierra , con la interacción con otras almas o entrenándote como guía. ¿Puedes decirme en qué otras áreas espirituales te ocupas?

R: (Larga pausa) Sí, hay otras áreas... yo las conozco...

P: ¿Cuántas?

R: (Cautamente) Me vienen a la mente cuatro.

P: ¿Cómo llamarías a estas cuatro áreas de actividad?

R: El Mundo sin Ego, El Mundo del Saber Universal. El Mundo de la Creación y la No-creación y El Mundo del Tiempo Alterado.

P: ¿Son éstos mundos que existen dentro de nuestro universo físico?

R: Uno de ellos sí. Los demás son esferas de atención no- dimensionales.

P: Bien, empecemos con las esferas no-dimensionales. ¿Son estas esferas tres áreas dentro del mundo espiritual que pueden utilizar las almas?

R: Sí.

P: ¿Por qué llamas a estas áreas espirituales «mundos»?

R: Yo las veo como... habitaciones para la vida espiritual.

P: Entonces son como mundos mentales, ¿no?

R: Sí, eso es lo que son.

P: ¿Qué es El Mundo sin Ego?

R: Es el lugar donde se aprende a ser.

P: He oído hablar de él, pero expresado de diferente manera. ¿No están en él los principiantes?

R: Sí, el alma recién creada va allí para aprender su identidad. Es el lugar de origen.

P: ¿Se reparten las identidades al azar o hay una posibilidad de elección para las almas principiantes?

R: El alma principiante no tiene capacidad para elegir. Tu carácter está basado en la manera de la que tu energía está... combinada… ordenada para ti.

P: ¿Hay algún tipo de inventario espiritual de características que se asignan a las almas, algo corno «un poco de este tipo, un poco de este otro...»?

R: (Larga pausa) Creo que se consideran muchos factores al situar aquello que nos hace ser quienes somos. Lo que sí sé es que una vez que te es dada, la identidad es un pacto entre uno mismo y los que nos lo han dado.

P: ¿Qué quiere decir eso?

R: Que debo hacer lo mejor que pueda con lo que soy.

P: Entonces ¿el propósito de este mundo es la distribución de las identidades a cada alma por seres avanzados?

R: Sí, el alma nueva es pura energía, no es todavía una identidad real. El Mundo sin Ego te da el sello propio.

P: ¿Entonces por qué lo llamas «Mundo sin Ego»?

R: Porque las almas recién creadas llegan sin identidad. La idea de la personalidad propia todavía no ha entrado en la consciencia de estas almas. Es aquí donde se le ofrece al alma un significado para su existencia.

P: ¿Y es continua la creación de almas con identidad?

R: Por lo que yo sé, sí.

P: Quiero que contestes a mi siguiente pregunta con mucho cuidado. Cuando adquieres tu identidad propia como alma ¿significa directamente que has sido seleccionado para reencarnarte en forma humana en la Tierra ?

R: No, específicamente no. Los planetas no duran siempre.

P: Me pregunto si ciertos tipos de almas tienen una afinidad por formas específicas de vida física en el universo.

R: (Pausa) No puedo decir que no.

P: Cuando tú naciste, Nenthum, ¿te dieron la oportunidad de elegir otros cuerpos planetarios aparte de los humanos en la Tierra ?

R: Ah.... como alma recién creada... los guías nos ayudan en esas elecciones. A mí me seleccionaron para seres humanos.

P: ¿Te dieron otras posibilidades?

R: (Larga pausa) Sí... pero no está muy claro ahora. Normalmente empiezas en un mundo o dos más fáciles, sin mucho que hacer. Después se me ofreció la posibilidad de reencarnarme en este planeta tan duro.

P: ¿Se considera la Tierra como un planeta duro?

R: Sí. En otros mundos hay que superar incomodidades físicas, incluso sufrimiento. Otros tienden hacia la competencia mental. La Tierra tiene ambas. Recibimos más alabanzas por hacerlo bien en los mundos más difíciles. (Sonriendo) Los que no viajan mucho nos llaman los aventureros.

P: ¿Qué es lo que te atrae en realidad de la Tierra ?

R: La relación de hermandad que tienen los humanos a la vez que luchan unos contra otros... Compiten y colaboran al mismo tiempo.

P: ¿No es eso una contradicción?

R: (Riéndose) Eso es lo que me atrae: mediar en las luchas de una raza falible que tiene tanto orgullo y a la vez tanta necesidad de autorespeto. Como sabes, la mente humana es única.

P: ¿Cómo?

R: Los humanos son a la vez egocéntricos y vulnerables. Pueden tener un carácter mezquino y al mismo tiempo ser capaces de mostrar una gran generosidad. Hay comportamientos cobardes y valerosos. Los valores humanos están siempre sometidos a un juego de tira y afloja. Esta diversidad se acomoda bien a mi alma.

P: ¿Qué otras cosas hay en los humanos que puedan atraer a las almas que son enviadas a la Tierra ?

R: Mm, los que nos desarrollamos en la Tierra tenemos... el compromiso de ayudar a los humanos a encontrar el infinito más allá de su propia vida y a expresar una verdadera benevolencia en su pasión. Lo que merece la pena de la humanidad es la pasión de luchar por la vida.

P: Los humanos también tienen una gran capacidad para la maldad.

R: Sí, eso es parte de la pasión. Pero está evolucionando y cuando los humanos tienen problemas pueden mostrar lo mejor que tienen y entonces... pueden ser muy nobles.

P: Quizás sea el alma la que posea esas características positivas que tú has mencionado.

R: Nosotros intentamos realzar lo que ya está ahí.

P: ¿Regresa el alma alguna vez al Mundo sin Ego después de haber adquirido una identidad?

R: (Incómodo) Sí... pero no quiero entrar en eso...

P: Bien, entonces no entraremos, pero me han dicho que algunas almas regresan allí si su comportamiento en sus reencarnaciones es consistentemente irregular. Tengo la impresión de que estas almas se consideran defectuosas y se devuelven a la fábrica para una especie de lobotomía prefrontal espiritual. ¿Es cierto?

R: (El sujeto sacude la cabeza enfadado) Me ofende esa descripción. ¿De dónde has sacado tal idea? las almas que han desarrollado obstáculos graves a su avance son reparadas a través de la implantación de energía positiva.

P: ¿Se aplica este procedimiento sólo a las almas de los humanos?

R: No, las almas jóvenes de cualquier sitio pueden necesitar esta reparación como último recurso.

P: ¿Y pueden estos espíritus reparados volver a sus grupos respectivos y con el tiempo volver a reencarnarse en mundos físicos?

R: (Con un profundo suspiro) Sí.

P: ¿Cómo compararías el Mundo sin Ego con el Mundo del Saber Universal?

R: Son lo contrario. Este mundo no es para almas jóvenes.

P: ¿Has estado tú en este mundo?

R: No, todavía no estoy preparado. Sólo conozco su existencia porque allí es donde queremos llegar.

P: ¿Qué sabes de esta área espiritual?

R: (Larga pausa) Es un lugar de contemplación. .. el mundo más importante en el que se planea y se ordena. Te puedo decir poco de esa esfera excepto que es el destino final de todo el pensamiento. Los sentidos de cualquier cosa viva se coordinan aquí.

P: ¿Entonces el Mundo del Saber Universal es la forma más abstracta que existe?

R: Sí, es la combinación del contenido con la forma, lo racional con los ideales. Es una dimensión en la que es posible la realización de todas nuestras esperanzas y nuestros sueños.

P: Si no puedes ir a este lugar todavía, ¿cómo es que conoces su existencia?

R: Nos dan... pistas... como incentivo para que hagamos un esfuerzo final y terminemos nuestra labor. Así podremos unirnos a los superiores.

La base del mundo espiritual es un lugar de sabiduría al que mis clientes se han referido con muchos términos. Sólo me han dado referencias poco claras de este absoluto universal porque incluso mis clientes más avanzados no han tenido experiencia directa de ese lugar. Todas las almas están deseosas de alcanzar este núcleo y ser absorbidas por él, especialmente cuando se van acercando y les seduce lo poco que pueden ver. Me temo que el Mundo del Saber Universal sólo puede ser comprendido por un alma no reencarnada que esté por encima del nivel V.

P: Si el Mundo sin Ego y el Mundo del Saber Universal están a ambos extremos del desarrollo de un alma. ¿Dónde se sitúa el mundo del Tiempo Alterado?

R: Esta esfera es para todas las almas porque representa su propio mundo físico. En mi caso, la Tierra.

P: Ah, esta debe ser la dimensión física de la que me hablaste antes.

R: No, la esfera de la Tierra sólo está simulada para que yo la utilice.

P: ¿Entonces todas las almas en el mundo espiritual no estudian el mismo mundo simulado?

R: No, cada uno estudia su propio planeta, en el que se encarna. Son sólo físicamente reales... por un tiempo.

P: Y tú no vives en este mundo físico simulado que parece la Tierra , sino que únicamente lo usas, ¿no?

R: Sí, para entrenarme.

P: ¿Por qué llamas a esta tercera esfera el Mundo del Tiempo Alterado?

R: Porque podemos cambiar la secuencia temporal para estudiar acontecimientos específicos.

P: ¿Cuál es el propósito de estos estudios?

R: Mejorar las decisiones que tomo en mi vida. Este estudio me hace saber diferenciar los acontecimientos mejor y me prepara para el Mundo del Saber Universal.

Nota: Este sujeto utiliza con frecuencia el término «mundo» para describir áreas de trabajo espaciales pero no físicas. Estas regiones pueden ser muy pequeñas o inmensas en relación con el alma y pueden tener varias dimensiones. Creo que hay realidades separadas para cada experiencia educativa diferente y no están sujetas a las restricciones temporales. El tema de la coexistencia del pasado, el presente y el futuro en un lugar espiritual que nos sugiere el sujeto de este caso será tratado con mayor profundidad en los dos capítulos siguientes, con los casos 23 y 24.

P: No hemos hablado del Mundo de la Creación y la No-creación. Este debe ser el lugar físico tridimensional que mencionabas antes.

R: Sí, y nos gusta mucho utilizarlo.

P: ¿Usan este mundo todas las almas?

R: No. Yo estoy empezando a trabajar allí. Se me considera un recién llegado.

P: Antes de entrar en ese tema, quiero preguntarte si este lugar físico es igual que la Tierra.

R: No, es algo diferente. Es más grande y algo más frío. Hay menos agua, menos océanos. Pero es muy parecido.

P: ¿Está este planeta más alejado de su sol que la Tierra del nuestro?

R: Sí.

P: Si llamara a este mundo físico Tierra II, puesto que parece ser geográficamente similar a la Tierra que nosotros conocemos, ¿estaría situada cerca de la Tierra I ?

R: No.

P: ¿Dónde está la Tierra II en relación a la Tierra I ?

R: (Pausa) No puedo decírtelo.

P: ¿Está la Tierra II en la Vía Láctea , nuestra galaxia?

R: (Larga pausa) No, ceo que está más lejos.

P: ¿Podría ver la galaxia en la que está la Tierra II con un telescopio desde el jardín de mi casa?

R: Supongo que... sí.

P: ¿Dirías que la galaxia que contiene este mundo físico tiene la forma de una espiral, como la nuestra, o es elíptica? ¿Qué aspecto tendría observada con un telescopio desde lejos?

R: … como una gran... cadena extendida... (con expresión turbada) No puedo decirte más.

Nota: Yo soy un aficionado de la astronomía y utilizo un telescopio con una lente grande para observar los objetos más lejanos en el cielo. Por eso hago muchas preguntas siempre que una sesión toma un cariz astronómico. Las respuestas de mis clientes a este tipo de preguntas normalmente no responden a mis expectativas. Nunca estoy seguro si esto es debido al bloqueo de los guías o a la falta por parte de mis clientes de un marco de referencia entre la Tierra y el resto del universo.

P: (Le hago una pregunta intencionada) Supongo que vas a la Tierra II a reencarnarte en algún tipo de ser inteligente.

R: (Gritando) ¡No! Eso es justo lo que no queremos hacer allí.

P: Entonces ¿cuándo vas a la Tierra II ?

R: Entre mis vidas en la Tierra.

P: ¿Para qué vas allí?

R: Para crear y disfrutar siendo un espíritu libre.

P: ¿Y tienes contacto con los habitantes de la Tierra II ?

R: (Con entusiasmo) Allí no hay gente... es tan tranquilo... vagamos por los bosques, los desiertos, y los océanos sin ninguna responsabilidad.

P: ¿Cuál es la forma de vida mayor en la Tierra II ?

R: (Evasivo)… animales pequeños... sin mucha inteligencia.

P: ¿Tienen alma los animales?

R: Sí, todas las criaturas vivas la tienen, pero son fragmentos muy simples de energía mental.

P: ¿Ha evolucionado tu alma y la de tus amigos desde vuestra creación a partir de formas más sencillas de vida física en la Tierra I ?

R: No lo sabemos seguro pero creemos que no.

P: ¿Por qué no?

R: Porque la energía inteligente se ordena con un precedente. Las plantas, los insectos, los reptiles, cada grupo pertenece a una familia de almas.

P: ¿Y cada categoría de seres vivientes está separada de los demás?

R: No. La energía del hacedor unifica las unidades de cada ser viviente que existe.

P: ¿Tienes tú relación con este elemento de creación?

R: (Asombrado) ¡No!

P: ¿Quién es elegido para visitar la Tierra II ?

R: Aquellos que tienen conexión con la Tierra. Es un lugar de vacaciones en comparación a la Tierra.

P: ¿Por qué?

R: No hay luchas, altercados ni búsqueda de supremacía. El ambiente es puro y toda la vida es... tranquila. Esto nos da un incentivo para volver a la Tierra y hacer de ella un sitio más pacífico.

P: Ya entiendo cómo este Jardín del Edén puede permitirte descansar y despreocuparte de los problemas, pero también dijiste que venías aquí para crear.

R: Sí.

P: No es entonces por casualidad que las almas conectadas con la Tierra vengan a un lugar tan similar a ella geográficamente, ¿no?

R: Correcto.

P: ¿Van las almas no conectadas con la Tierra a otro mundo físico que se parezca a aquel en el que se reencarnan?

R: Sí... a mundos más jóvenes con organismos más simples… para aprender a crear sin ningún tipo de vida inteligente alrededor.

P: Continúa.

R: Aquí podemos experimentar con la creación y verla evolucionar. Es como estar en un laboratorio en el que puedes formar cosas físicas a partir de tu energía.

P: ¿Se parecen estas cosas a otras que puedes ver en la Tierra I ?

R: Sí, sólo en la Tierra. Por eso estoy aquí.

P: Empieza desde tu llegada a la Tierra II y describe lo primero que hace tu alma.

R: (Elude mi pregunta y después contesta) A mí... no se me da muy bien.

Nota: Puesto que este sujeto está resistiéndose a contestar, dedico unos minutos a volver a prepararlo y termino con la siguiente orden: «Cuando cuente tres te sentirás más relajado y me contarás lo que tú e Idis consideréis apropiado que yo sepa. ¡Uno, dos y tres! Repito la pregunta.

R: Miro a ver qué se supone que debo hacer en el suelo delante de mí. Entonces moldeo un objeto mentalmente e intento crear la misma cosa con pequeñas cantidades de energía. El profesor me ayuda a... controlarlo. Debo ver mis errores y hacer las correcciones necesarias.

P: ¿Quiénes son los profesores?

R: Idis y Mulcafgil (su guía avanzado)... y también hay otros alrededor... Yo no los conozco muy bien.

P: Intenta ser lo más claro posible. ¿Qué haces exactamente?

R: Formamos... cosas...

P: ¿Cosas vivientes?

R: Todavía no estoy preparado para eso. Yo experimento con los elementos básicos, ya sabes, hidrógeno y oxígeno para crear sustancia planetaria… rocas, aire, agua... Intento que todo sea muy pequeño.

P: ¿Creas de hecho los elementos básicos del universo?

R: No, sólo utilizo los elementos disponibles.

P: ¿De qué modo?

R: Tomo los elementos básicos y les aplico impulsos de mi energía... y pueden cambiar.

P: ¿Cambiar a qué?

R: (Con simpleza) A mí se me dan bien las rocas...

P: ¿Cómo formas rocas empleando tu energía?

R: …Aprendiendo a calentar y enfriar… el polvo… para enderezarla.

P: ¿Haces los minerales del polvo?

R: No, eso lo hacen por ti... los profesores te dan esas cosas... los vapores de gas para hacer agua... y lo demás.

P: Quiero entender esto con claridad. Tu trabajo consiste en aprender a crear utilizando el calor, la presión y el frío de tu flujo de energía. ¿Correcto?

R: Sí, más o menos es así. Alternamos las corrientes de radiación energética.

P: ¿Entonces en realidad no produces la sustancia de la roca y del agua de alguna forma química?

R: No, como ya te he dicho, mi trabajo consiste en transformar las cosas... mezclando lo que me dan. Juego con la frecuencia y las cantidades de mi energía: tiene su truco, pero no es muy complicado.. .

P: ¡Que no es complicado! ¡Yo creía que era la Naturaleza la que hacía esas cosas!

R: (Riéndose) ¿Quién crees que es la Naturaleza ?

P: Bueno, ¿quién crea los elementos básicos de tus experimentos, las sustancias primeras de la materia física?

R: El hacedor... y los que crean a una escala más grande que yo.

P: Bueno, de alguna manera tú estás creando objetos inanimados, como las rocas.

R: Pero... es más intentar copiar lo que tenemos delante... lo que ya sabemos. (Como si se le ocurriera ahora) Voy a intentarlo con las plantas... pero todavía no.

P: ¿Y empiezas con cosas pequeñas experimentando hasta que te salgan bien?

R: Eso es. Copiamos cosas y las comparamos con el original para poder hacerlas más grandes después.

P: Todo esto suena como si las almas jugaran con el barro, como los niños.

R: (Sonríe) De hecho somos niños. Dirigir un rayo de energía es como esculpir en arcilla.

P: ¿Hay otros miembros de esta clase de creación que pertenecen a tu grupo primario?

R: Algunos. La mayoría vienen de todos lados (del mundo espiritual), pero todos se han encarnado en la Tierra.

P: ¿Hacen todos lo mismo que tú?

R: Bueno, por supuesto algunos son mejores en ciertas cosas, pero todos nos ayudamos mutuamente. El profesor pasa por aquí y nos da consejos y trucos para mejorar... pero... (Se para)

P: ¿Pero qué?

R: (Mansamente) Yo soy torpe y no lo hago muy bien. He deshecho algunas de mis creaciones sin enseñárselas a Idis.

P: Ponme un ejemplo.

R: Plantas... No aplico mi energía con la suficiente delicadeza para producir las conversiones adecuadas de los elementos químicos.

P: ¿No se te da bien la formación de la vida vegetal?

R: No, y por eso deshago mis abominaciones.

P: ¿Esto es lo que significa la no-creación? ¿Puedes destruir la energía?

R: La energía no se puede destruir. La reagrupamos y empezamos de nuevo con combinaciones diferentes.

P: No veo por qué el creador necesita tu ayuda para crear.

R: Por nosotros. Participamos en estos ejercicios para que cuando se considere que nuestro trabajo es de calidad, podamos hacer verdaderas contribuciones a la vida.

P: Nenthum, si todos avanzamos hacia los puestos más altos en nuestro desarrollo como almas, tengo la impresión de que el mundo espiritual tiene una estructura piramidal en cuyo extremo hay una autoridad poderosa y suprema.

R: (Suspira) No, te equivocas. No es piramidal. Todos somos hilos del mismo trozo de lana. Todos estarnos entrelazados.

P: Me resulta difícil visualizar este trozo de lana cuando hay tantos niveles de desarrollo en las almas.

R: Piensa en un continuo en movimiento en vez de niveles altos y bajos de almas.

P: Siempre pienso en que las almas avanzan hacia arriba en su existencia.

R: Ya sé que lo haces, pero considera el movimiento horizontal…

P: Dame una imagen que pueda ayudarme a comprender.

R: Es como si todos fuéramos parte de un tren universal y la existencia fueran las vías por las que vamos. La mayoría de las almas de la Tierra están en uno de los vagones, avanzando por las vías.

P: ¿Y todas las demás están en otros vagones?

R: Sí, pero todas en las mismas vías.

P: ¿Dónde están los guías como Idis?

R: Ellos van de vagón en vagón porque todos están conectados, pero su sitio está cerca de la máquina.

P: ¿Dónde está la máquina?

R: ¿El hacedor? Delante, por supuesto.

P: ¿Se puede ver la máquina desde tu vagón?

R: (Riéndose de mí) No, pero puedo oler el humo, puedo sentir el traqueteo y oír el motor.

P: Estaría muy bien si todos nosotros pudiéramos viajar cerca de la máquina.

R: Al final todos estaremos allí.

Por lo que he podido determinar, se espera que las almas se familiaricen con las fuerzas de la creación una vez que están claramente instaladas en el nivel III. La exposición de los alumnos a la fotosíntesis de las plantas ocurre antes de que pasen a la vida orgánica.

Me han dicho que este entrenamiento consiste en que las almas aprendan las relaciones que existen entre las sustancias para que de este modo desarrollen la capacidad de unificar su energía con diferentes valores dependiendo de los elementos. El proceso que va desde la formación de objetos inanimados hasta la de objetos animados y de objetos más simples a más complicados es muy largo y lento. Se anima a los estudiantes a que creen pequeños hábitats planetarios a partir de un grupo de organismos dados que se pueden adaptar a unas ciertas condiciones ambientales. La mejora viene con la práctica, pero hasta que no lleguen al nivel V las almas no empezarán a sentir que están contribuyendo al desarrollo de los seres vivientes. Hablaremos más de este tema con el individuo del caso 23: no obstante muchos de mis clientes no pueden o no quieren hablar de la creación.

Algunas almas parecen tener un don natural para trabajar con la energía en las clases de creación. Los casos que yo he estudiado indican que la habilidad en esta área no significa que el alma tenga el mismo grado de desarrollo en el resto de las áreas del curriculum espiritual. Un alma puede ser un buen técnico en aprovechar las fuerzas de la creación, pero faltarle las técnicas sutiles para ser un guía competente. Quizá es por esto por lo que tengo la impresión de que las almas muy avanzadas pueden especializarse.

 Continuará….

__._,_.___
Actividad reciente:
La Divinidad nos bendice siempre.
La Divinidad es en nosotros/as
Somos la Divinidad
Somos Uno 
 
Byron Picado Molina
SOCIEDAD BIOSÓFICA NICARAGUA (SBN)
Helena Petrowna Blavastky
"La Espiritualidad más expandida es el AMOR en VERDAD iluminado 
con Valores aplicados"
Estelí,Nicaragua.
América Central
 
 
 
(Red Nicaragüense de luz)
 
 
( Red Estelí Cultural) 


 

Archivo del blog